Qué hacer en Valencia

Valencia es una de las ciudades más apasionantes de Europa. No sólo por su arte y su música, sino también por su exuberante flora, su vibrante vida nocturna y su reconocida tradición gastronómica, que comienza con La Paella. Faltaría tiempo para recorrer tantos lugares históricos como La Catedral y La Lonja de la Seda, pasear por el Barrio del Carmen, recorrer los Jardines del Turia desde la Plaza de Toros y sumergirse en las cocinas del Mercado Central antes de dar un paseo en barco por el lago de la Albufera. Este viaje puede dejarle muchas cosas que hacer en Valencia con tantas opciones. Aquí tiene algunas sugerencias para planificar su visita y no perderse de nada.

La Lonja de la Seda

La Lonja de la Seda un sitio que ver en Valencia
La Lonja de la Seda

La Lonja de la Seda es un lugar declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Se construyó como parte del cambio de seda de la ciudad de Valencia. Es un punto de referencia del apogeo de la ciudad. Desde el siglo XV, aquí se realizaban las operaciones comerciales más interesantes, entre ellas el intercambio de tarifas de los mercaderes de seda. El edificio se asemeja a un castillo con torres que se alzan frente al visitante. El espacio donde se reunían los mercaderes para comprar y vender seda, es la parte más importante e impresionante de La Lonja. Con cinco filas de palmeras en forma de columnas, destaca la escalera de caracol sin pivote central, que fue una maravilla arquitectónica de la época. Las inscripciones en latín de las paredes dan fe de la honradez de los mercaderes de la ciudad valenciana en letras de oro.

El Parque Natural de la Albufera

El Parque Natural de la Albufera
El Parque Natural de la Albufera

A los valencianos les encanta visitar el Parque Natural de la Albufera. Está situado a 10 kilómetros de la ciudad y ocupa 21 mil hectáreas. Es el lago artificial más grande de Europa y ofrece muchas posibilidades para hacer deporte en plena naturaleza, así como paseos en barco, desde el corazón de la ciudad. La Albufera es un oasis agrícola formado por arrozales y árboles. Visitarla también supone conocer mejor el patrimonio gastronómico de la ciudad, ya que la paella valenciana tiene su origen aquí. Para muchos es de las primeras cosas que hacer en Valencia, disfrutar de una buena paella valenciana.

Relajarse en el césped, jugar partidos de fútbol improvisados, nadar o navegar por el lago en una barca de remos, son parte de las actividades recreativas que se acostumbran en la Albufera. Seis senderos claramente señalizados permiten observar las aves que anidan en el lugar. Si no le apetece ir en bicicleta, súbase al autobús turístico para realizar una visita completa a la ciudad y maravillarse con la diversidad del ecosistema.  Si es aficionado a la gastronomía, merece la pena detenerse en El Palmar para probar la paella y otras especialidades regionales como el plato de anguila y la lisa en adobo.

El Mercado Central de Valencia

El Mercado Central que hacer en valencia
El Mercado Central de Valencia

El Mercado Central es una visita obligada para los amantes de la gastronomía y un punto de encuentro para los valencianos en un entorno modernista. El Mercado Central es un verdadero alboroto de vendedores de comida, sonidos, colores y platos de alta calidad situados frente a la Lonja de la Seda. No es de extrañar, que sea el mayor mercado de productos frescos de Europa y el lugaar perfecto para sumergirse, literalmente, en la cocina regional.

Este era un mercado al aire libre que comenzó en 1893, acabó siendo techado por el ayuntamiento. El pabellón fue diseñado entre 1914 y 1928, con una planta cuadrada y una cúpula central para iluminar el vasto espacio interior. Las distintas tendencias arquitectónicas son notables: columnas de hierro que recuerdan a la Torre Eiffel, se combina con influencias góticas y renacentistas. Como por ejemplo, la presencia de mosaicos y vidrieras. Ir al Mercado Central es una excelente opción si no tiene nada que hacer hoy en Valencia, conoces un sitio histórico y al mismo tiempo lleno de la cotidianidad de la región.

Los espacios en el interior están llenos de verduras, hortalizas, hierbas, especias y productos locales. Si aún no está convencido, eche un vistazo a la sección de carne y pescado. Si quiere probar algunos platos, puede ir a uno de los restaurantes del edificio, uno de los más famosos es el Bar Central, donde puede comer tapas, bocadillos gourmet y platos tradicionales.

La Ciudad de las Artes y las Ciencias

La Ciudad de las Artes y las Ciencias que hacer en valencia
La Ciudad de las Artes y las Ciencias

La Ciudad de las Artes y las Ciencias, es uno de los complejos más emblemáticos de Valencia. Está situada al final de la ribera seca del río Turia. Ocupa una amplia superficie  y está dividida en cinco edificios basados en tres temas: arquitectura, tecnología y naturaleza. En estas estructuras se alojan los museos y las exposiciones permanentes.

El Museo de la Ciencia Príncipe Felipe está inspirado en el esqueleto de un dinosaurio y cuenta con un museo inmersivo en el que los niños pueden disfrutar experimentando con conceptos científicos en un conjunto de juegos planificados específicamente para ellos.

El parque oceanográfico parece un Iglú esquimal. Contiene diferentes salas que reflejan diversos ecosistemas marinos. Esta es una instalación científica, educativa y recreativa de primer orden. Para visitarlo completamente se necesita al menos medio día. La piscina de tiburones, la cueva submarina de 70 metros y el delfinario son tres atracciones que no hay que perderse. Por la comida no preocupe puede comer en el restaurante “En el Fondo del Mar” y  aprovechar mejor la visita.

El Barrio del Carmen

El Barrio del Carmen
El Barrio del Carmen

El Barrio del Carmen es un barrio de la Ciudad Vieja de Valencia con una larga tradición y una vibrante vida nocturna. Además de ser uno de los barrios más antiguos de la ciudad, ha sufrido numerosas transformaciones a lo largo de los años, pasando por barrio de delincuentes y prostitutas, cuartel, asilo musulmán, barrio de la nobleza feudal y barrio proletario en el año 900. También es el epicentro de la vida nocturna valenciana, con una gran cantidad de pubs, bares de tapas y restaurantes. La Plaza del Carmen, donde se encuentran la iglesia y el Convento del Carmen Calzado, es el centro neurálgico del barrio.

La forma perfecta de disfrutar del Barrio del Carmen es visitarlo por la noche para conocer las galerías de artesanos y las tiendas de artistas y diseñadores, ir a comprar productos exclusivos, y luego quedarse hasta tarde para disfrutar de una noche valenciana, paseando por las callejuelas con música en vivo, fiestas, tertulias, comidas gourmet o degustaciones de comida callejera.

La Catedral de Valencia

La Catedral de Valencia
La Catedral de Valencia

La Catedral de Valencia es el lugar donde se escribe la historia de la ciudad. Es la sede de la Arquidiócesis de Valencia y está situada en la Plaza de la Virgen. Tras la Reconquista de Jaime I el Conquistador contra los musulmanes, se construyó en el lugar de la antigua Mezquita Mayor de Balansiya para marcar la tierra de los cristianos; la mezquita se construyó en el lugar de una catedral visigoda.

La construcción comenzó en el siglo XIII y tardó otros dos siglos en completarse. Es un ejemplo de la arquitectura gótica de la Comunidad Valenciana, ya que la estructura principal se basa en los cánones de la época, pero la larga construcción hizo que se introdujeran elementos del estilo renacentista, así como del barroco y el neoclásico. Así, la Puerta de la Limosna es de estilo románico, la Puerta de los Apóstoles es gótica, la Puerta de Hierro es barroca y el Edificio Nuevo está muy influenciado por el Renacimiento italiano. La nave es de estilo gótico en su interior, y el altar mayor es de la época renacentista. No hay que perderse la Capilla del Santo Cáliz: la leyenda dice que aquí se guarda el Santo Grial dentro de un retablo de alabastro.

El Miguelete “Micalet” (o Miquelet, nombre del campanario principal, Miguel), el campanario, es uno de los símbolos de la ciudad: se puede subir a la cima subiendo 207 escaleras.

El Jardín del Turia

El Jardín del Turia
El Jardín del Turia

El Jardín del Turia es el parque más grande de Valencia, con 110 hectáreas que rodean el centro de la ciudad. Es el primer hotel jardín urbano de España, y cumple una función diferente: se encuentra en un antiguo río que fue desecado por el ayuntamiento para evitar que la zona se inundara. Los vecinos de Valencia se plantearon convertir el río y transformarlo en jardines después de que una de las últimas inundaciones, ocurrida en 1957, causara destrucción y muerte. Por lo que se inauguró en 1986.

Hoy, el Jardín no sólo es el pulmón de la ciudad, sino también un punto de encuentro social. A lo largo de lo que fue el antiguo río se encuentran varias instalaciones dedicadas al deporte, al entretenimiento y la cultura.

El Parque Gulliver, un parque infantil con una escultura de 70 metros del personaje creado por Jonathan Swift de su novela “Los Viajes de Gulliver”, es uno de los pocos jardines botánicos de Valencia, con el Bioparque en el extremo norte y el Complejo de la Ciudad de las Artes y las Ciencias en el sur. También se puede practicar el baloncesto, montar en patinete, el ciclismo, entre otras actividades deportivas y recreacionales.

El Museo de la Cerámica

El Museo de la Cerámica
El Museo de la Cerámica

El Museo Nacional de Cerámica y Artes Suntuarias González Martí es uno de los museos más interesantes de Valencia, en honor a una de las industrias más importantes de la ciudad. Fue creado en 1954 por Manuel González Martí, que donó su colección al Estado, y tiene su sede en el Palacio del Marqués de Dos Aguas. Posteriormente se completó con una serie de prendas de vestir, esculturas, muebles y piezas de arte suntuario, trabajadas con materiales preciosos como metales, piedras y vidrio.

Las piezas de arte se exponen en tres plantas del edificio que incluyen un espacio dedicado a la cerámica medieval de influencia cristiana, una sala japonesa con mobiliario original, cerámica valenciana y cerámica antigua, griega y romana.

La Plaza de Toros

La Plaza de Toros
La Plaza de Toros

Casi todas las ciudades españolas tienen su propia plaza de toros, pero Valencia es especial. La Plaza de Toros está situada en el barrio El Ensanche de la ciudad vieja.

Se inauguró en 1859 y, desde entonces, Valencia cuenta con una sede permanente para las corridas de toros, que antes se celebraban en varios lugares en estructuras temporales. Sigue siendo sede de competiciones taurinas, así como de conciertos y espectáculos circenses. La tauromaquia estaba en su apogeo y los ruedos eran los más grandes de España, con una capacidad de casi 17 mil espectadores.

A lo largo de los años ha experimentado muchas modificaciones. La estructura es de arquitectura neoclásica, con cuatro pisos y arcos que evocan La Arena de Nimes y El Coliseo. Tiene una base poligonal de 48 lados y un campanario taurino de 52 metros de ancho. En su punto central las institucionales de la ciudad han erigidos honores a los toreros que murieron aquí. Manolo Montoliu, un banderillero valenciano, es conmemorado con una estatua de bronce cerca de las taquillas.

El Tribunal de las Aguas

El Tribunal de las Aguas
El Tribunal de las Aguas

Una tradición valenciana es el Tribunal de las Aguas, también conocido como Tribunal de la Vega. Todos los jueves a mediodía tiene lugar frente a la Basílica de la Virgen de los Desamparados. El Tribunal se ocupa de las disputas entre los agricultores por el uso del agua de riego, sorprenderá tanto a los campesinos como a los visitantes.

El organismo tiene una larga historia, se creó para dirimir las disputas entre vecinos por el agua del río Turia, que utilizaban para regar sus campos mediante acequias. Los casos los decidía un juez especial, reconocido por la legislación española, que sigue existiendo en la actualidad. El presidente es elegido por un jurado de ocho miembros, que representan a las ocho agrupaciones de campesinos que transportan el agua del río. Las campanas del campanario suenan a las 12 en punto, señalando el inicio de los debates, que culminan con la decisión sobre la culpabilidad o no del condenado. La pena se paga en efectivo. Uno de las cosas más curiosas que tienes que ver en Valencia.

Valencia es una de las ciudades más impresionantes y vibrantes de España, que combina historia, naturaleza y diversión de una manera única.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

MejorTour.com
Comparar artículos
  • Total (0)
Comparar
0